Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
27 noviembre 2012 2 27 /11 /noviembre /2012 21:37

Para ser un gran líder, primero hay que ser una gran persona

Muy buenos días estimados colegas, es un gran honor estar hoy frente a ustedes para reflexionar en torno a la cuarta y última conversación sobre LSC; les doy la más cordial de las bienvenidas, especialmente a todos aquellos LSC que viajaron muy de mañana desde el interior de la república para estar aquí en esta reunión.

Cuenta una anécdota que en cierta ocasión Federico El Grande rey de Prusia, se encontraba caminando por una de las calles de Berlín, cuando de pronto tropezó con un ciudadano. Enojado el monarca le pregunta: ¡Hey tú, quien eres! Soy un rey contestó el ciudadano, ¡un rey! refuta Federico el grande, sarcástico al notar las vestiduras del ciudadano. -¿Y sobre qué reino reinas?pregunta, -sobre el reino de mí mismo contesto el indigente-.

Soy un rey y reino sobre el reino de mí mismo. Interesante respuesta sobre la cual vale la pena reflexionar; pues esta última conversación sobre liderazgo resume claramente que para ser buen líder se debe gobernar sobre el reino de sí mismo, antes de gobernar otros reinos, entiéndase por reinos una empresa, el hogar o a otra persona, en virtud que desde el comienzo del presente año partimos del postulado que todos somos líderes y que no necesitamos de un cargo para serlo y que dicho nombramiento no se puede otorgar por decreto; es una actividad inherente al ser humano; pues todos los días estamos liderando, no importa si lo hacemos bien o lo hacemos mal; todos somos líderes.

Para afianzar dicho pensamiento; podríamos mencionar esa actividad ejecutora que concebimos con el nombre de liderazgo desde tres perspectivas:

01.- Desde el punto de vista biológico; somos el primer espermatozoide que fecundo el ovulo maduro de nuestra madre; nadie de los que están aquí hoy es un segundón o tercerón, esos junto a los otros millones de espermatozoides fueron desechados por nuestra madre;

02.- Desde el punto de vista antropológico: Somos el centro y la cima de todas las cosas, nadie absolutamente nadie de todo lo creado y lo increado está por encima de los seres humanos en el universo entero; y,

03.- Desde el punto de vista teológico: Somos imagen y semejanza de Dios; por lo tanto todos los que estamos reunidos aquí en esta mañana, somos líderes crease o no.

Lamentablemente no hay palabra más trillada en el mundo entero que la palabra liderazgo, el día de ayer por la tarde visité una librería y me pude percatar que los estantes de la misma se subyugan con el peso de los libros que nos hablan sobre el tema y los vendedores de libros nos dicen: Quiere ser un gran líder, le tengo la solución en este libro y nos los ofrecen como si fueran recetas de cocina, que con seguir los enunciados ahí expuestos seremos al final unos grandes líderes, nada más alejado que la verdad, es mentira que si yo compro cualquier libro sobre liderazgo y lo leo de aquí a Cobán, al llegar a ese destino seré un buen líder. Precisamente por eso me gusto la filosofía de este libro, que no se nos ofrece como el abretesésamo de cualquier gestión, para mí es una fabula sobre liderazgo intelectualmente correcta, ejecutable y comunicable; tal y como lo hemos analizando desde comienzos del año, rechaza cualquier enfoque acomodaticio, no nos manda por atajos para facilitar las cosas, reivindica que el liderazgo nace desde adentro y que es un proceso permanente; desechando todas las falacias que se derivan sobre ese famoso tema motivo de nuestras reflexiones.

El último maestro sobre liderazgo sin cargo afirma que para ser un buen líder primero hay que ser una gran persona y que la grandeza exterior empieza en el interior; con ese pensamiento podemos remontarnos siglos atrás, concretamente al siglo VI ADC y ubicarnos en la puerta del templo de Apolo en Delfos, lugar de culto en la Antigua Grecia; en cuyo dintel estaba inscrito el viejo aforismo “Conócete a ti mismo”, atribuido al sabio Sócrates; nos podemos percatar sobre la importancia de este refrán atemporal que nos orienta a que exploremos nuestra realidad interior a fin de mejorar la exterior, todo lo que necesitamos saber está en nuestro interior; y cuando nos sumergimos introspectivamente, pero con un alto grado de humildad hacia el fondo de “nuestro propio pozo”, descubriremos ahí nuestras debilidades, pero también nuestras fortalezas, nuestra visión del mundo, de nuestro mundo, como también la misión que debemos ejecutar y los valores tanto humanos como cristianos que sirven como instrumentos para dirigir el rumbo; solo así podemos fortalecernos a nosotros mismos y de paso fortalecer a los demás.

El líder no es un santo ni lo vamos a encontrar dentro de los escaparates, desprovisto de errores y horrores en su vida; es un ser imperfecto sí pero que se puede corregir asimismo y por eso dice Jet que trabajar en uno mismo es el trabajo número 1, a fin de que podamos despojarnos de todos los malos hábitos que tenemos arraigados en nuestro ser, prejuicios, preferencias culturales y abandonar el lastre del pasado que no nos permite conducir nuestra vida con alto grado de exactitud

Hoy intentamos asegurar un buen principio, una ética a ser utilizada asiduamente, de forma total y permanente en nuestras vidas, el mejor alumno y maestro somos nosotros mismos y el cambio se dará cuando destruyamos y abandonemos los antiguos métodos para que puedan aparecer nuevas y mejores maneras de pensar y actuar; es decir cuando mutemos nuestra antigua existencia y le demos paso a una verdadera conversión del sentimiento y pensamiento. Postulo que antes de cambiar el exterior o sea este viejo pellejo que cubre mi existencia, debo cambiar mi manera de pensar y actuar, de ser y hacer; y aprender a aprender, aprender a desaprender, aprender a ser, aprender a hacer, aprender a vivir y a convivir; indefectiblemente debemos y tenemos que pagar el precio de la transformación y este lo pagamos durante 40 días, según la psicología moderna; ese es el tiempo que necesitamos para desarraigar nuestros malos hábitos y poder convertirnos en agentes de cambio o agentes de lujo, bien entendido el término; un agente de lujo no es el mejor vestido, ni el que más bonito habla sino el que más da, considerando que la palabra lujo tiene su origen en la palabra latina luxuria y significa “algo extra en la vida”, dar demás y se refiere a alguien que no da solo en términos de producción como equivocadamente piensa mucha gente. Un agente de lujo es aquel que tiene la rueda de la vida bien inflada en todas sus aristas; porque el éxito es personalidad, no la suma de dinero obtenida de la forma que fuere; sin duda alguna todos conocemos gente tan pobre pero tan pobre que lo único que tiene es dinero, pero carece de cultura e identidad y valores tanto humanos como cristianos.

 

En esos 40 días hemos de hacer un ritual que consiste en practicar siete sugerencias, empezando a las cinco de la mañana todos los días; y esas prácticas se encuentran en lo que nuestro maestro de hoy le llama la caja de herramientas del liderazgo personal; me corresponde identificar a tres; las otras cuatro las clarificaran las personas que me seuirán en el uso de la palabra; a fin de que iniciemos nuestra instrucción básica de tipo militar:

01.- La primera es el aprendizaje: Se denomina aprendizaje al proceso de adquisición de conocimientos, habilidades, valores y actitudes, posibilitado mediante el estudio, la enseñanza o la experiencia.

02.- La visualización; cuya técnica consiste en utilizar la propia imaginación para crear lo que se desea en la vida;

03.- Las afirmaciones positivas, en la medida que visualizo debo externar afirmaciones positivas sobre lo que quiero ser y hacer; como somos seres conversacionales no nos será difícil sostener la técnica. Sin duda alguna maestros del aprendizaje, la visualización y las afirmaciones; sin utilizar los conceptos como nosotros los concebimos hoy; fueron Miguel Ángel y el Doctor Víctor Frankl, basta concebir los hijos espirituales de ambos: El David y la Piedad del primero y El hombre en busca de sentido del segundo; para acotar que ambos fueron maestros en las técnicas anteriormente mencionadas.

Cuando le preguntaron a Miguel Ángel como había construido El David en tan poco tiempo; dos años aproximadamente, el dijo que fue en más tiempo; ese tiempo se llevo él en cincelar y martillar el bloque de mármol, pero que previo a eso, ya la había trabajado en su mente.

Y usted ¿Qué clase de hombre o mujer está cincelando en su mente?

fotos-florencia-david-miguel-angel-accademia-002.jpg

Aprenda, visualice y afirme para que lo que usted desea sea una realidad concreta en un tiempo y en un lugar concreto.


 

José Luis Riveiro Fernández, LSC 

DSC01444


 

Compartir este post

Repost 0
Published by Agencia Cobán - en INFORMACION GENERAL
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : SEGUROS G&T AGENCIA COBAN
  • SEGUROS G&T AGENCIA COBAN
  • : Trabajamos Asegurando Personas y Bienes con Gusto....
  • Contacto

Buscar

Archivos

Enlaces